Efectos De Dejar De Fumar – Puede Hacerte Sentir Mal?

Pin It

Efectos De Dejar De Fumar

 

Dejar de fumar puede afectar a personas de diferentes maneras. Muchas personas comienzan a sentirse enfermas después de dejar de fumar. Se sienten física y mentalmente enfermas durante algunos días o incluso semanas después de su último cigarrillo. Los síntomas pueden incluir náuseas y la sensación de vómito, junto con una sensación de calambres estomacales y fiebre.

 

>>>Te Invito a Que Conozcas “Dejar De Fumar En 7 Dias”, El Metodo Que Te Ayudara a Dejar De Fumar Naturalmente y Sin Recaidas. CLIC AQUI YA  <<<

La pregunta es, ¿Es normal que los fumadores se sientan mal después de dejar de fumar? Bueno, de acuerdo a muchos estudios, la mayoría de los fumadores se sienten enfermos en los primeros días en su intento de dejar de fumar. Esto es normal y en realidad es una señal de que el cuerpo está superando su adicción.

Cualquier fumador va a sentir antojos por cigarrillos después de dejar de fumar. Este deseo puede afectar a la psicología y el cuerpo de esa persona de diferentes maneras. Estos efectos pueden variar de persona a persona. La persona puede sentir irritabilidad, dolor de cabeza y náuseas. Muchas personas también pueden pasar por un periodo de depresión aguda. Los problemas de estómago y digestivos también son bastante comunes en estos casos.

Las razones detrás de estos síntomas son que el cuerpo se acostumbra a los efectos de los cigarrillos y tiene antojos de ellos. Incluso nuestro cerebro se vuelve adicto a los efectos de los cigarrillos. Ya que el cigarro se le niega al cuerpo y causa estímulos al cerebro, comenzará a darte problemas para hacer que sea difícil que dejes de fumar y te rindas. Debido a esto, comienzas a sentirte enfermo.

Pero nunca se debe empezar a fumar de nuevo si no te sientes bien. Estos y otros síntomas de enfermedad son sólo temporales y disminuirán en pocos días. Con el fin de superar la sensación de náuseas, bebe mucho líquido y descansa lo suficiente.

La mayor parte de la sensación de malestar es generalmente debido al hecho de que los pulmones y el estómago se acostumbraron a la nicotina y el humo en tu cuerpo. En ausencia de esos, se confunden y comienzan a reaccionar de manera desfavorable. Con el fin de reducir esta enfermedad, tendrás que utilizar tu fuerza de voluntad.

Otra razón para las náuseas es que cuando fumamos el nivel de oxígeno cae en nuestro cuerpo. Esto es una cosa muy mala para nosotros, pero lentamente nuestro cuerpo comienza a adaptarse a ese nivel de oxígeno. Pero tan pronto como dejes de fumar, el nivel de oxígeno comienza a subir. Incapaz de comprender la nueva situación, el equilibrio del cuerpo se perturba por algún tiempo. Ahora, todos sabemos que el exceso de oxígeno nos enferma, a pesar de que el nivel de oxígeno en realidad no aumenta, sino que es mayor al que estábamos acostumbrados. Como resultado de ello, empezamos a sentir náuseas.

Pero esta sensación desaparecerá una vez que nuestro cuerpo se acostumbre a una mayor cantidad de oxígeno en los pulmones. A veces también podemos sentirnos enfermos después de dejar de fumar debido a la ausencia de humo, los pulmones comienzan a limpiarse. Como resultado de ello, trata de tirar las mucosas acumuladas. Este moco también puede hacernos sentir como si estuviéramos a punto de vomitar.

Efectos Secundarios De Dejar De Fumar

Al final, es común que las personas que están tratando de dejar de fumar se sientan mal y con náuseas. Todo lo que tienen que hacer es dejar que esto pase y no ceder a la debilidad. Si eres fuerte durante este periodo, entonces sin duda será capaz de dejar de fumar cigarrillos y llevar una vida saludable.

Tips Para Dejar De Fumar

Haz Un Plan

Haz un plan sobre lo que vas a hacer en lugar de fumar en esos momentos en los que tienes más probabilidades de fumar.

Se lo más específico posible. Por ejemplo, bebe té en lugar de café. El té puede desencadenar el deseo de un cigarrillo. O, da un paseo cuando te sientas estresado.

Retira los ceniceros y cigarrillos del coche. Pon pretzels o caramelos duros en su lugar. Si tu boca te pide un cigarrillo, haz como si fumaras con una pajilla.

Busca actividades que involucren las manos y la mente. Los juegos de ordenador, solitario, tejer, coser, y crucigramas pueden ayudar.

Si normalmente fumas después de comer, encuentra otras formas de terminar una comida. Escucha una canción o toca algún aparato. Come una pieza de fruta. Levántate y haz una llamada telefónica. Toma un paseo (una buena distracción que también quema calorías).

Cambia Tu Estilo De Vida
Haz cambios en tu estilo de vida. Cambia tu rutina diaria y hábitos. Come en diferentes momentos, o comer varias comidas pequeñas en lugar de tres grandes. Siéntate en una silla diferente o incluso una habitación diferente.

Satisface tus hábitos orales de otras maneras. Comer apio u otra merienda baja en calorías. Mastica chicle sin azúcar. Chupa una rama de canela.

Ve a lugares públicos y restaurantes donde se prohíbe o restringe fumar.

Come comidas regulares, y no comas demasiados dulces o cosas dulces.

Haz más ejercicio. Sal a caminar o anda en bicicleta. El ejercicio ayuda a aliviar la necesidad de fumar.

 

¿Quieres Realmente Dejar De Fumar? ¡Hay Una Solucion! ¡Descubre El Increible Metodo Que Te Ayudara a Dejar De Fumar En Tiempo Record! Elimina Los Nocivos Efectos Del Cigarro De Una Vez Por Todas! DA CLIC AQUI Para Descargar Ya Este Increible Metodo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*